Logo

Una familia desesperada por la situación de su hija

La menor de 15 años está en un centro de acogida y "desde el día 11 de mayo se está fugando todos los días"

 

  • Lancelot Digital
  • Lancelot Televisión
  •  



    Esta pareja, Francisco José Garrán y Davinia García, viven desesperados por la situación actual de su hija de 15 años que se encuentra en un centro de menores tutelado por el Gobierno de Canarias. Al parecer, su hija desde hace meses empezó a tener comportamientos y actitudes no habituales y es lo que tienen preocupados a estos padres.

     

    A esta familia le han quitado la custodia de su hija porque cuando la madre sufrió un ictus en 2010 Asuntos Sociales consideró que ambos no estaban capacitados para atender a su hija menor de edad.

     

    "Cuando a su madre le dio el ictus a la niña no la podíamos tener en ese momento y fue a un régimen de acogida permanente con su tía, que es hermana de Davinia. Pero como era una niña conflictiva que le costaba cumplir las normas se cansó y decidió renunciar a la acogida permanente. El problema básicamente es que a nosotros Asuntos Socieales nos retira la tutela de la niña de 15 años. Prácticamente nos pone a los dos de ineptos, malos padres y que, según ellos, no estamos capacitados para educar a la adolescente y resuelven retirarnos su tutela llevándosela a un centro de acogida de menores en régimen abierto", explica Francisco José Garrán.

     

    Según este padre afectado, ahora el problema viene porque "la niña cuando ha pasado un tiempo y ve que aquello no es vida y que ella no está allí a gusto o por cualquier otra circunstancia decide escaparse y desde el día 11 de mayo se está fugando todos los días del centro de menores".

     

    Además, a eso hay que añadir que "no tenemos ninguna ayuda. Yo tengo que estar 24 horas pendiente de ella. Incluso cuando las chicas vienen a levantarla yo tengo que estar pendiente por si no la entienden. Ella no se puede comunicar verbalmente y si mandan a una chica nueva no sabe hacer el trabajo bien y yo la tengo que orientar y ayudar un poco. Entonces cómo voy a tener una estabilidad económica y un trabajo si las instituciones no nos prestan la ayuda", lamenta este padre.

     

    Francisco José Garrán y Davinia piden a las instituciones que les ayuden y que traten de buscar una solución cuanto antes al problema de su hija.

    LancelotDigital.com