PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

El caos que nos sirva para cambiar

Por Antonio Coll

 

Ha cambiado el calendario y ya vivimos en un nuevo año, que no significa nueva situación, porque el cierto caos en la que nos encontramos, desgraciadamente,  seguirá abrumándonos porque la actualidad permanece invariable, hasta que se imponga la efectividad de las diferentes vacunas para frenar una pandemia vírica que nos ha descolocado,  en nuestra forma de  vivir. Si es cierto que la pandemia que padecemos, está contribuyendo a importantes avances científicos, no solo en materia de salud, sino en otros ámbitos, que espero que sirva para mejorar el futuro del ser humano.

 

En su conjunto, el mejor deseo es que todo sirva para cambiar muchos criterios, en los ámbitos sanitarios y económicos establecidos. En Canarias es importante reflexionar profundamente para establecer nuevos modelos  que sirva para diversificar las actividades económicas, con el objetivo de  estar preparado y hacerle frente con mayor fortaleza a situaciones críticas como la que estamos viviendo. En un mundo con una economía globalizada, necesita de nuevas alternativas. 

 

El sector Turismo como principal motor  económico, en las islas, ha de convivir con otros sectores para mayor seguridad y estabilidad,  cuando, por ejemplo, una pandemia vírica, le afecta directamente y provoca catastróficas consecuencias económicas, sociales y psíquicas.  

 

Yo sólo espero que el caos producido, en todos los ámbitos,  sirva, al menos,  para evitar improvisaciones por parte de los gobernantes, desacreditados por las múltiples  medidas contradictorias, y algunas de ellas ineficaces.  Yo no culpo a las autoridades sanitarias políticas, pero si echo de menos una fuerte oleada de difusión para que los ciudadanos potencien su sistema inmunológico a través de una  alimentación saludable. En esta cuestión, sería recomendable que especialistas en nutrición difundan, en los medios de comunicación,  mensajes sobre los productos alimentarios más convenientes para fortalecer nuestras defensas.  Habría que explicar que según estudios recientes, un cuerpo humano puede albergar más de 300 billones de virus y son necesarios para mejorar nuestra inmunidad, como también las bacterias, pero para las bacterias malas  que son elementos vivos, existen los antibióticos,  medicamentos que no sirven para liquidar  los virus que se convierten en letales. Sobre las vacunas, están puestas todas las miradas, pero hay que evitar fabricar falsas expectativas, puesto que estamos solo en el inicio y aún se desconoce a ciencia cierta su efectividad. No pretendo desanimar a la gente, solo quiero que se imponga la realidad ante una pandemia mundial y las posibilidades que ya existen de la mutación del Covid19, con nuevas cepas…

 

 

Vaticinar el porvenir de la pandemia actual es utópico en un mundo globalizado donde cada día se desplazan millones de personas de distintos puntos del Planeta Tierra.  En este escenario, el debate se centra en los avances científicos y, por otro lado, buscar alternativas ante una sociedad de consumo desaforado que está destruyendo el ecosistema mundial. El colapso económico actual es grave, gravísimo. Que el caos en la que nos encontramos nos sirva para cambiar y podamos avanzar de forma sostenible y responsable.  Es todo lo que puedo decir por ahora. Resguardase del virus. Y del frio que también llegó a Lanzarote y Canarias. 

Comentarios (4)  



Comentarios  
# jorge juan 13-01-2021 09:41
ya aparecio el educador de los mataperr@s,otro sinverguenza mas de lo muchos que pululan en esta isla y comen del sudor del pueblo,esto tendra que cambiar, siempre arrimandose al calor del dinero para seguir chupando del bote,GOLFO,pasaras a la historia de arrecife como bocachancla
Responder | Responder con una citación | Citar
# el chusta pedorrista 13-01-2021 10:09
te vamos a poner a ti a gobernar jajajaja la nueva alternativa jajajaja fuerte iluso,claro metido en la cueva de ali baba no ves lo que hay en la calle
Responder | Responder con una citación | Citar
# A.C. 13-01-2021 14:06
Las emociones negativas y tóxicas, son contagiosas. El estrés mental produce ansiedad, y nos convierte en destructivos y afecta al estado de ánimo de quienes nos rodean. Hay que controlar los biorritmos y respetar a los demás.
Los firmantes 1 y 2, que es el mismo, con distintos pseudónimos, no sé qué "virus" le ha infectado las neuronas del cerebro, para escribir estupideces.
Responder | Responder con una citación | Citar
# Lasso 13-01-2021 17:57
Ay Toñito Toñito Toñito mi niño
Responder | Responder con una citación | Citar
Escribir un comentario