PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Te has infectado con Covid, ¿ahora qué?

La saturación que sufre de la atención primaria y el exponencial aumento de positivos obligan a imponer nuevas estrategias sanitarias

 

  • Lancelot Digital
  •  

    Con casi 4.300 positivos en Lanzarote y una atención primaria al límite se hace imprescindible cambiar los protocolos de seguimiento a los afectados por el virus, y especialmente, se hace perentorio tramitar las altas médicas sin provocar un colapso asistencial. De hecho, ya no es necesario que el infectado se haga una prueba al final del aislamiento de siete días que ha impuesto el Gobierno estatal para regresar a su puesto de trabajo.

     

    Las autoridades sanitarias han comenzado a diferenciar entre un alta epidemiológica y un alta médica. Una distinción de conceptos que permite al positivo regresar a su puesto de trabajo, informando a su empleador de que ha cumplido con los 7 días de aislamiento, y que lleva tres sin síntomas. El alta médica la podrá presentar a posteriori, es decir, cuando el médico de cabecera le de cita. Únicamente, los trabajadores sociosanitarios o sanitarios están obligados a contar con una PCR negativa si quieren incorporarse a sus obligaciones tras dar positivo.

     

    Ahora bien, esos positivos que ya hayan cumplido con el aislamiento y no tengan síntomas deberán extremar las precauciones hasta los 10 días posteriores al diagnóstico: evitando el contacto con personas vulnerables, utilizando de forma constante la mascarilla y limitando sus interacciones sociales.

     

    Otro cambio que se ha impuesto en la búsqueda de la “nueva normalidad” tiene que ver con los rastreos que han dejado de ser tan extensivos en cuanto al número de personas con las que contactan los rastreadores, ya que en la mayoría de los casos es el propio positivo el que colabora avisando a sus contactos más estrechos. En este sentido, las autoridades sanitarias indican que se debe avisar únicamente a aquellos con los que se haya estado en los dos días anteriores a empezar a notar síntomas, “o desde que se haya dado positivo en el caso de los asintomáticos”.

     

    El hecho de que los centros de salud estén tan desbordados es lo que está llevando a activar nuevas estrategias como la búsqueda de la máxima colaboración por parte del positivo. De esta forma, se ha optado por informarles a través de un documento PDF de las recomendaciones que se deben seguir, liberando las consultas médicas de casos que no requieran de ningún seguimiento clínico, y priorizando los que sean graves.


    ¿Qué es un contacto estrecho?

     

    Los cambios que se están imponiendo se apoyan en una cifras récord de contagios (unos 12.300 casos acumulados en la isla) que están saturando los servicios de atención Primaria (se están dando citas médicas a 10 días ante el abultado volumen de trabajo). Además, aumenta la preocupación por que las nuevas bajas por coronavirus vuelvan a gripar la economía lo que obliga a las autoridades a plantear un seguimiento de la enfermedad desde otros parámetros.

     

    En este sentido, la información parece ser una herramienta útil y por eso se especifica con más concreción qué es un contacto estrecho para delimitar el entorno que se vea afectado por un caso positivo. Por lo tanto, actualmente se considera un contacto estrecho aquel con el que se ha estado sin mascarilla, a menos de 1 metro y medio durante más de 15 minutos, seguidos o acumulados a lo largo de un día.

     

    En el caso de ser un contacto estrecho, si se está completamente vacunado, “no es necesario que se haya cuarentena”, pero se insiste en extremar las precauciones, especialmente limitando las interacciones sociales y evitando los contactos con personas vulnerables. Las cosas se complican un poco más si el contacto estrecho no está vacunado, porque en tal caso sí es obligatorio realizar un aislamiento de 7 días posteriores a la fecha del último contacto con el caso positivo.


    El covid tratado como una gripe

     

    El hecho de que haya un porcentaje de la población ya vacunada con pauta completa y que los efectos de Ómicrom se constaten más leves en los infectados ha llevado a las autoridades a aprobar unas medidas más laxas. Hoy el propio presidente del Gobierno de España, Pedro Sánchez, ha reconocido que el ejecutivo lleva semanas trabajando en un plan para tratar el covid como una enfermedad respiratoria ante la bajada de su letalidad.


    El mandatario socialista también ha recalcado que se está buscando en el contexto de la UE el consenso necesario para "evaluar la evolución de esta enfermedad con parámetros diferentes a lo que hemos hecho hasta ahora". Es decir, Pedro Sánchez, está anticipando que es probable que se deje de hacer un conteo exhaustivo de casos, y se opte por calcular “cómo se expande la enfermedad a partir de muestras significativas recogidas por profesionales sanitarios”.

     

    Comentarios (1)  



    Comentarios  
    # Yo misma 10-01-2022 16:39
    Ayer nos dejen vivir en paz.
    Responder | Responder con una citación | Citar
    Escribir un comentario